Nacidos el mismo día, este bebé y su bulldog creen que son hermanos y lo hacen todo juntos (FOTOS)

Argentina, 6 de Octubre de 2015
Nota: lanubedealgodon.com

13/8/15 USA. A menudo solemos decir que el perro es ‘el mejor amigo del hombre’ pero, ¿qué pasa con los bebés?. Cuando Ivette Ivens, una madre de Chicago de 25 años, vio a un cachorro de bulldog francés que había nacido el mismo día que su hijo Dilan, supo que se trataba de una señal del destino.


Cuando vi la fecha de nacimiento de Farley, me di cuenta de que estaban hechos el uno para el otro”, declaraba para el Daily Mail.

Farley, el pequeño y dulce cachorrito de bulldog, se unió a la familia hace unos 5 meses y no ha parado de seguir al pequeño Dilan por todas partes desde entonces. “Estoy convencida de que Dilan piensa que son de la misma especie, ya que ambos caminan al mismo nivel y están pasando por esa etapa en la que se llevan todo a la boca”.

Además de las fotografías de Farley y Dilan que os mostraremos hoy, Ivens también es toda una especialista en el terreno de la fotografía familiar. De hecho, hace unos meses ofreció una exhibición en Chicago titulada “Amamanto a mi bebé”, la cual fue todo un éxito, ya que consiguió captar la belleza de algo tan normal como cuando las madres amamantan a sus hijos.

“Cuando vi la fecha de nacimiento de Farley, me di cuenta de que estaban hechos el uno para el otro”

 

bebe_y_bulldog_1

“Estoy convencida de que Dilan piensa que son de la misma especie”

bebe_y_bulldog_2

“Farley juega con Dilan pacientemente, e intenta no roncar cuando se echan la siesta juntos”

bebe_y_bulldog_3

“Honestamente, se trata de una conexión adorable, pura, incondicional, irremplazable e inseparable”

bebe_y_bulldog_4

“Farley es muy dulce, pero a veces un poco torpe. Tenemos que acordarnos de que sigue siendo solo un bebé”

bebe_y_bulldog_5

“Mi pequeño Dilan es un bebé muy calmado y siempre está contento, pero por alguna razón Farley siempre le hace reír. Me encanta verlos juntos”

bebe_y_bulldog_6

“Farley se encarga de limpiar el desastre que deja Dilan después de comer, y siempre lame su cuello si está llorando, cosa que siempre le hace reír”

bebe_y_bulldog_7
bebe_y_bulldog_8
bebe_y_bulldog_9

Por supuesto, Dilan también pasa mucho tiempo con el resto de la familia. En la imagen podemos ver al pequeño con su madre y su hermano, en una de las fotos que corresponden a la exhibición “Amamantando a mi bebé” que os comentaba

bebe_y_bulldog_10

Si queréis ver la colección completa de esta joven promesa de la fotografía, solo tienes que visitar su página web o sus perfiles en Facebook o Instagram.

Enlace:
http://lanubedealgodon.com/nacidos-el-mismo-dia-este-bebe-y-su-bulldog-creen-que-son-hermanos-y-lo-hacen-todo-juntos/

2 comentarios :

  1. Los perros sirven en las fuerzas armadas, trabajan con la policía y ayudan a las personas con discapacidad, y son nuestros mas honestos amigos, seamos feos, lindos, godos, flacos, con dinero o sin un peso, llos solo desean nuestra compañia y amor.
    Ellos han estado a nuestro lado desde hace miles de años, sirviendo como compañeros y amigos leales. Los amamos. Nos aman a cambio. El vínculo entre un perro y su dueño se parece mucho al que existe entre un bebé y su madre.
    Investigadores del Massachusetts General Hospital han analizado el cerebro de 14 mujeres mientras observaban fotos de sus hijos, fotos de sus perros y fotos de niños o perros desconocidos.
    Los resultados no sorprenderán a las humanas perrunos: hay ciertas áreas comunes del cerébro que se activaron sólo cuando tenían ante sus ojos imágenes de sus hijos o de sus perros, pero no cuando veían niños y canes desconocidos.
    Eso sí, también hay diferencias cruciales, según revela el estudio. Queda claro que tanto nuestros perros como nuestros hijos desatan una conexión emocional pero no es idéntica.
    Hay un área del cerebro que se ocupa de reconocer y procesar caras y esta es la que se activa al ver la foto de un perro. Algo que, sugieren los investigadores, puede tener que ver con la importancia de las claves visuales en la comunicación entre canes y humanos, dado que no compartimos un lenguaje común.
    En el caso de los niños, se activaron otras zonas del cerebro -la sustancia negra y el área tegmental ventral-, áreas que están llenas de dopamina, oxitocina y otras sustancias directamente relacionadas con los procesos de las vinculaciones afectivas.
    Así que... nuestros canes no son nuestros hijos, evidentemente, pero cada día la ciencia va confirmando la existencia real de ese vínculo que nosotros, humanos perrunos, ya damos por real.
    Hermosa nota, gracias!
    Sol.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ✌Gracias por tu aporte… Esperamos más comentario de la materia que te gusta…☀

      Eliminar