Mendoza, un caso no ejemplar dentro de la fuerza

Mendoza, 30 de Marzo de 2013
Diario Los Andes
Mujer policía integraría una banda de delincuentes.

Se sospecha que ella alquilaba los autos que eran utilizados por los ladrones en el momento de cometer los atracos. Fue imputada de encubrimiento en primer grado.

Una mujer policía fue detenida el martes por ser la supuesta integrante de una banda de delincuentes que se dedicaba a perpetrar atracos en el Gran Mendoza. Los investigadores comprobaron que ella alquilaba los autos con los que los ladrones llevaban a cabo los atracos.

La efectivo fue detenida el martes después de que se hiciera un allanamiento en su casa. Desde allí fue llevada ante el fiscal especial Daniel Carniello y luego trasladada a los calabozos de Investigaciones. Sin embargo, ayer por la tarde recuperó su libertad y ya volvió a su vivienda. Fue imputada por encubrimiento en primer grado.

La mujer se desempeña como auxiliar de la Unidad de Patrullaje de Guaymallén. Tiene 31 años y es policía desde hace cinco.

Los investigadores concluyeron en que ella era quien alquilaba los autos que luego eran usados por sus cómplices para delinquir. Las rentas las hacía presentando sus datos personales y documento, situación que sirvió para identificarla más rápido.

La causa comenzó a ser investigada en diciembre pasado. En ese momento, personas que habían sido víctimas de delitos llegaban a las oficinas fiscales a exponer sus denuncias y algunos, los más atentos, brindaban los datos, patente incluida, de los autos en los que se movían los asaltantes.

Esa fue la primera pieza del rompecabezas con la que los pesquisas contaron: con el número de dominio de los vehículos, rastrearon a sus dueños, que siempre resultaron ser empresas de alquiler. Luego pidieron los registros para saber a nombre de quién se habían rentado y siempre saltó el mismo nombre, que resultó ser la uniformada que ahora está imputada.

La investigación ahora avanza para poder dar con el resto de los miembros de la banda y determinar si la policía participaba de los atracos, hecho que no ha sido comprobado.

Trascendió también (aunque no consta formalmente en la investigación) que incluso la mujer alquilaba su arma reglamentaria.

Su liberación generó indignación entre algunos de sus pares. De hecho, un comisario se lamentó por lo que, consideró, "no era un caso ejemplificador dentro de la fuerza".

Chicas malas
El mes pasado una mujer que era miembro de la Dirección de Inteligencia Criminal fue detenida después de que, junto con un cómplice, asaltara a un motociclista en San Rafael. Como si esto fuera poco, la policía ejecutó el asalto mientras estaba de guardia y con una motocicleta que pertenece a la división para la que trabajaba, que le había sido designada para realizar patrullajes de manera encubierta. Cuando la detuvieron, durante la requisa le sacaron 9 cigarrillos de marihuana.

Desde ese mismo mes es investigada una pareja de policías viales que trabaja en San Rafael. Están acusados de multar a infractores de tránsito por no tener al día sus seguros, situación que aprovechaban para ofrecerles a los conductores cobertura de otra compañía. Los policías les daban a sus víctimas incluso boletas con el nombre de la empresa, que luego resultaron apócrifas.

En otro caso, el año pasado otra mujer policía asaltó junto a su pareja la sucursal de San Rafael de Cambio Santiago, ubicada en calle Libertador y Barcala, de donde se llevaron 200 mil pesos, 6 mil dólares, 850 mil pesos chilenos y 110 mil reales. Fueron detenidos a los pocos días. 
Enlace

2 comentarios :

  1. Anónimo6/6/13 13:09

    es un pena que esten en las fuerzas personas, que ensucien el prestigio de la institucion y a sus pares, deberia haber mas control y exigencias de las personas que ingresan a la policia, que sea calidad no cantidad

    ResponderEliminar
  2. Antes veía injusto porque les daban prioridad a los hijos de policía, hoy no te miento, con las cosas que están sucediendo, les doy la razón a la metodología de ingreso de antes, total si el hijo policía salía torcido, perjudicaba la carrera del padre…. R.J.A.

    ResponderEliminar