Saltamontes Gigantes, una especie que se quiere albergar en Mendoza (FOTOS-VIDEO)

22 de Febrero de 2013
Nota R.J.A.


Un saltamontes de 10 cm aparece en el distrito de Luzuriaga-Maipú.

En horario de la tarde fui advertido que en el barrio San Eduardo habían encontrado una langosta gigante, no demore en cargar mi máquina de foto para documentar el hecho. Al cabo de unas horas de obtener el material, busque en internet de que especie trataba, no halle mucho material pero puedo decir que es de la familia de los acrídidos (Acrididae), conocidos popularmente como langostas o saltamontes, insectos ortópteros caracterizados por su gran facilidad para migrar de un sitio a otro y en determinadas circunstancias.


Desde el 2005 comenzaron a registrarse algunos hallazgos sobretodo en el Departamento de La Paz. Desde esa época son cada vez más numerosos y cercanos los ejemplares que llegan desde todos los municipios del gran Mendoza. Al parecer todavía no están dadas las condiciones para que esta langosta se pueda reproducir en nuestra provincia. Mide unos 10 -12 cm de largo, gruesa, “tiene un ciclo de vida de 240 días, con el último par de patas protegidas por espinas, y poderosas alas que cuando uno las ve volar creen que se trata de un pájaro…


¿Es razonable el temor en estas circunstancias? Por cierto que no, pero veamos algunos aspectos a considerar a la hora de la respuesta. En primer lugar, estamos ante la presencia de la “tucura quebrachera”, cuyo nombre científico es Tropidacris collaris (Stoll) especie distinta a la “langosta” Schistocerca cancellata (Serville). Precisamente, los expertos en el tema designaron como langosta a los ejemplares que exhibe el comportamiento de agruparse y desplazarse en conjunto (mangas).


Si uno restringe los conocimientos a lo reportado en escritos científicos, la presencia local no debiera sorprendernos. De hecho, es una especie citada para Argentina en una vasta región que comprende el centro y norte de nuestro país. Además, aparece en citas del Brasil donde se la registra en los estados sureños y hasta el norte, con un detalle importante: especie habitante de las copas de los árboles. Lo extraño resulta que la especie no es registrada en la memoria de quienes cuentan con más años en la región. En tal caso, ¿Cuál sería el motivo de semejante dispersión o desplazamiento?


Al presente la respuesta es desconocida. Se pueden esgrimir muchas hipótesis: que el desmonte, que el aumento de las temperaturas mínimas, que la ausencia de sus controladores naturales. Lo cierto es que no hay un conocimiento acabado de lo que está pasando. Deberíamos tener, en todo caso, recuerdos del pasado. No se tienen registros de daños a los cultivos y por tal motivo no debería haber motivos de preocupación en el presente.


Por lo expuesto suponemos que por ahora no habría que preocuparse, pero si estar atentos, pues la gente no recuerda la visita de esta tipo de langostas a nuestra provincia en épocas lejanas y su llegada tendrá que ver con la deforestación de grandes áreas de monte nativo en todo el país, pero en este caso en el norte. También tendrá que ver el monocultivo y el calentamiento global.

VIDEO:

Veremos que predador se le anima, pues sus grandes proporciones, su coraza y sus patas pinchudas desalientan a más de uno.  

Fotos y Video de R.J. Azor

 
Enlaces de Biografia y otras notas:

0 comentarios :